Equipos aplicadores de fumigacion

Inicio

 
llamenos contacto
 
 

Fumigación con ultra ligeros: ventajas y costos

Se considera ultraligero de acuerdo a las leyes que rigen en la República Argentina a todo aquel vehículo aéreo experimental o no experimental que sea utilizado para actividades deportivas, recreativas o comerciales y cuyo peso no exceda los 750 kilogramos.

Estos vehículos se clasifican en: primarios, básicos y avanzados. Los vehículos primarios se dividen en motorizados y no motorizados. Dentro de este tipo de ultraligeros se encuentran el parapente, el ala delta y el trike.

Los vehículos para fumigación con ultra ligeros básicos son aquellos cuyo peso no sea superior a los 230 kilogramos y que, junto al peso del combustible y del conductor, no superen los 300 kilogramos. La velocidad máxima de estos vehículos es de 155 kilómetro/hora. Entre estos vehículos se encuentran los planeadores ultralivianos y los aviones ultraligeros motorizados). Por último, se encuentran los ultraligeros avanzados que son vehículos cuyo peso vacío debe ser igual o inferior a los 300 kilogramos, pueden poseer un peso adicional de 38 kilogramos para alas, una capacidad para combustible de 45 litros y su peso máximo no debe superar los 495 kilogramos.

fumigacion-ultralivianos-venenoLa velocidad máxima de la fumigación con ultra ligeros es de 188 kilómetros/hora. Entre éstos se encuentran los microaviones, girocópteros, etc. Para la fumigación con ultraligeros se utilizan vehículos del tipo básico y avanzado, siendo los del tipo primario reservados para actividades deportivas y recreativas.

Este tipo de fumigación se utiliza para zonas de plantaciones y de grandes campos y trae innumerables beneficios para el productor que decide contratar este tipo de servicios, siendo las más importantes las que se detallan a continuación: Los costos de inversión que implica la fumigación con ultralivianos son considerablemente más bajos a los costos que implicaría la fumigación con aviones tradicionales. Los costos operativos también resultan ser más bajos. El mantenimiento de los vehículos ultralivianos es ampliamente inferior al mantenimiento que requeriría un avión para fumigar. Utiliza menos cantidad de sustancias químicas alcanzando hasta un 90% más de cobertura, esto permite reducir los costos de los químicos empleados y reducir el daño que estos productos pueden llegar a producir al ambiente.

fumigacion-ultraligeros-avionesOtra ventaja, no menos importante de la fumigación con ultra ligeros, es la posibilidad que brindan este tipo de vehículos para aterrizar en el lugar específico para la recarga de su tanque de químicos, ahorrándole al productor los costos que implicaría el traslado que otro tipo de vehículo implicaría hacia el aeropuerto. La inversión que implicaría la compra de un vehículo ultraligero para fumigación se estipula a partir de los U$S 45.000.-

Fumigación con ultra ligeros de acuerdo a la ley argentina

La fumigación con ultraligeros resulta altamente beneficiosa en cuanto a costos de inversión y mantenimiento. La ley que regula este tipo de vehículos en la República Argentina (Decreto Ley Nº 31871) establece un apartado especial para el uso de dicho tipo vehículos con fines comerciales como, por ejemplo, la fumigación. La ley establece que para poder explotar comercialmente este tipo de vehículos se deberán presentar una serie de documentos con el fin de solicitar a Aeronavegabilidad y Operaciones Aeronáuticas la autorización y el certificado operativo que autorice al propietario para la explotación del mismo.

Una vez obtenido el certificado, el tripulante que navegará el vehículo ultraliviano para fumigación deberá obtener el certificado de idoneidad que lo habilite para la conducción del mismo. Dicho certificado es expedido por la Dirección General de Aviación Civil que requiere el cumplimiento de una serie de requisitos.

Algunos de dichos requisitos son: tener 18 años de edad, poseer un certificado médico emitido por la Dirección General de Aviación Civil, aprobar los exámenes teóricos y prácticos que esta institución establezca para dicho fin, portar su certificado médico y su certificado de identidad cada vez que opere un vehículo ultraligero y mantener vigentes sus certificados y documentación para lo cual deberá haber efectuado tres despegues con sus respectivos aterrizajes durante los últimos tres meses.

Para obtener la certificación para la fumigación con ultralivianos se deberá agregar a los requisitos anteriores la acreditación de un número mayor a setenta y cinco horas de vuelo en vehículos ultralivianos de las cuales diez deben haber sido supervisadas en trabajos de fumigación aérea. La Dirección General de Aviación Civil reducirá el número de dichas horas si el solicitante posee licencia habilitada para la fumigación en aviones o helicópteros. También el solicitante deberá rendir un examen teórico-práctico de fumigación con ultra ligeros. Otro dato importante para tener en cuenta es que en las academias y escuelas de vuelo con vehículos ultra ligerosse dicta como materia, la enseñanza de las técnicas de fumigación con dichos vehículos.